AL DÍA PORTADA

Obtuvo dictamen la ampliación de las licencias familiares, cuestionada por el sector privado

Prevé que la licencia aumente a 126 días para personas gestantes; y de 2 a 45 días para personas no gestantes. Además, propone crear nuevas licencias como las destinadas a adoptantes y una asignación parental para monotributistas o autónomos. 

Las comisiones de Legislación de Trabajo, la de Mujeres y Diversidad, y la de Presupuesto y Hacienda de la Cámara de Diputados de la Nación emitieron un dictamen favorable este martes para el proyecto que amplía las licencias familiares y crea una asignación para garantizar el derecho a cuidar de las personas gestantes, no gestantes y adoptantes que sean monotributistas y autónomas. 

El proyecto es cuestionado por el sector privado, que advierte por la falta de financiamiento necesario. Con 55 adhesiones, se firmó el dictamen de mayoría impulsado por el oficialismo y los aportes reunidos por distintos sectores académicos, gremiales, políticos y sociales, mientras que Juntos por el Cambio y el Partido Socialista presentaron dictámenes propios de minoría.

El proyecto presentado el 2 de mayo de 2022 busca una mejor distribución de los cuidados, además de reconocerlos como una necesidad, un derecho y un trabajo, y lograr una organización social con mayor igualdad. La formulación del mismo se dio a través de la realización de 20 Parlamentos Territoriales de Cuidado en 15 provincias y 7 instancias consultivas con más de 200 organizaciones e instituciones.

En efecto, 28 de los 38 artículos del dictamen recogen parte de la propuesta del Ejecutivo de reformar las licencias para que incluyan a la diversidad de familias; extienda la cantidad de días para varones; sean igual de obligatorias y financiadas por la seguridad social para todos los géneros; incorporen por primera vez a adoptantes e incluyan al cuentapropismo a través de la creación de una asignación para monotributistas en el régimen de asignaciones. De acuerdo con las estimaciones calculadas por el Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social, el proyecto beneficiaría anualmente a más de 370.000 trabajadoras y trabajadores. Según la oficina de Presupuesto del Congreso, el impacto fiscal total del proyecto sería sólo de 7,4 diez milésimos del PBI.

Principales puntos del proyecto

El texto modificaría la Ley de Contrato de Trabajo, la Ley de Asignaciones Familiares, la Ley Nacional del Sistema Integrado de Jubilaciones y Pensiones; habría cambios en la Ley de Obras Sociales y en la Ley de Régimen Especial de Contrato de Trabajo para el personal de casas particulares, entre otros ítems. Entre las modificaciones propuestas se destacan:

• La extensión de 2 a 45 días de la licencia para personas no gestantes.

• La extensión hasta 126 días con 45 días previos y 81 posteriores de la licencia de las personas gestantes.

• La creación de una licencia de 90 días para personas adoptantes que se cuentan desde la notificación de la resolución judicial (esto es un derecho nuevo, las familias que adoptan no tenían derecho a una licencia).

• La extensión en 180 días en caso de nacimiento o adopción de una niña o niño con discapacidad o enfermedad crónica.

• La creación de una asignación parental para personas gestantes, no gestantes y adoptantes que trabajen de manera independiente como monotributistas o autónomos para que puedan tomarse licencias por embarazo, parto, o adopción.

La inclusión de los meses de licencia como aportados en el cálculo previsional.

• Las trabajadoras de casas particulares contarán con las mismas licencias que corresponda según el caso de personas gestantes, no gestantes y adoptantes.

• Por encontrarse atravesando una situación de violencia de género, 15 días laborales corridos por año calendario.

• Por adaptación escolar de hijo o hija en los niveles de jardín maternal, preescolar y primer grado, 4 horas diarias durante 5 días en el año calendario; y por reuniones organizadas por el establecimiento educativo, hasta 15 horas por año calendario.

Por el MMGyD estuvieron también la titular de la Unidad Gabinete de Asesoras Érica Laporte; la subsecretaria de Políticas de Igualdad, Lucía Cirmi Obón; el director Nacional de Políticas de Cuidado, Leandro Bleger; la directora nacional de Articulación de Políticas Integrales de Igualdad, Marcela Cortiellas; y la directora de Articulación Integral de Políticas de Cuidado, Sofía Véliz.

Voces

“Este dictamen significa un paso más en el avance sostenido que venimos dando hace largo tiempo las feministas, las mujeres y disidencias, desde la calle, desde las organizaciones, desde el Estado. Habla de que existe un consenso sobre la urgencia del debate y sobre la necesidad de transformar el sistema de cuidados actual, que es completamente injusto”, afirmó la ministra Ayelén Mazzina.

En este sentido, indicó que “hoy los cuidados se distribuyen de manera desigual e ineficiente”, por lo que “la carga principal de este trabajo recae sobre las mujeres”. “Ampliar las licencias familiares va a permitir redistribuir las tareas de cuidados dentro de nuestras casas y será un primer paso para mejorar la vida de las personas que cuidan, de las que necesitan cuidados y de las que quieren cuidar y no pueden. O sea, se trata de mejorar la vida de todas las personas”, hizo hincapié.

“Confío en el trabajo y el compromiso de los diputados y las diputadas de distintos bloques en el Congreso para que podamos avanzar en un régimen de licencias más igualitario que reconozca el derecho a cuidar de todas las familias. Confío en que, así como encontramos consenso para sacar este dictamen, vamos a lograr aunar esfuerzos para seguir transformando: nunca retrocediendo; siempre, para adelante”, concluyó.