DOS FLORINES

Banner
Back LA ENTREVISTA La Delegación Paraná del CPCEER destacó el rol social de la institución

La Delegación Paraná del CPCEER destacó el rol social de la institución

Con motivo de los festejos por el Día del Graduado en Ciencias Económicas que se conmemora cada 2 de junio, la Delegación Paraná del Consejo Profesional de Ciencias Económicas de Entre Ríos (CPCEER) realizó una serie de actividades. Las autoridades del organismo hablaron con DOS FLORINES sobre el rol actual de la profesión en su relación con el Estado, del trabajo mancomunado con otros sectores y del la impronta de apertura hacia la sociedad que quieren imprimirle a la institución.

Juan Manuel Alzamendi

Dos Florines

El pasado jueves la Delegación Paraná del Consejo Profesional de Ciencias Económicas de Entre Ríos (CPCEER) realizó una serie de actividades por el Día del Graduado en Ciencias Económicas. Durante la mañana se realizó el acto en la sede de la institución, en calle Buenos Aires 273 PB, que consistió en una ofrenda floral y la palabra de las autoridades tras lo cual se sirvió un chocolate con los alumnos de la Escuela Belgrano, a la que apadrinan.

Por la tarde, desde las 19.30, se concretó la entrega de diplomas a los nuevos matriculados en la Facultad de Ciencias de Económicas de la UNER. Y el 11 de junio se realizará la fiesta del día de graduado, que se celebrará en el salón Coliseo de la ciudad de Paraná.

El día del graduado de Ciencias Económicas fue instaurado por la Federación de Ciencias Económicas en 1980 y se fijó el 2 de junio en conmemoración de la fecha en que Manuel Belgrano fue nombrado como primer Secretario del Consulado de Comercio en 1794.

 

Estado.

Ante la consulta de si los avatares de la economía afectan a la cantidad de trabajo que pueden llegar a tener los matriculados, el presidente de la Delegación Paraná del CPCEER, Walter García, señaló que “afortunadamente, y gracias al Estado, la actividad nuestra no disminuye ni se ve afectada por el contexto económico ya que los contadores trabajamos cada vez más para el Estado que para el cliente debido a los distintos regímenes y sistemas de información existentes. Hoy prácticamente somos un empleado indirecto del Estado”, afirmó.

García explicó que esto se da por la manera en que está organizado el sistema tributario, fundamentalmente a nivel nacional, con muchos regímenes de información en donde “son numerosas las tareas que el profesional tiene que hacer respecto a la información que hay que brindar acerca de las actividades de los contribuyentes”. A raíz de esto “muchas veces no se puede llegar a cobrar todo el trabajo que se hace y también, por la vorágine de trabajo, se puede llegar a perder objetividad en la labor diaria de regímenes de información en vez de poder apuntar a un trabajo más profundo con el cliente”, asegura el dirigente.

 

Rol social.

Las autoridades locales del CPCEER hicieron hincapié en el trabajo que canalizan en las relaciones institucionales y el rol social que asume del cuerpo colegiado.

García explicó que “este tipo de vínculos institucionales se viene trabajando desde hace tiempo y desde nuestra gestión lo hemos profundizado. Justamente en 15 días tenemos una reunión con la Administración Fiscal Municipal (AFIM) para tratar los temas relacionados a la profesión y ese organismo. La idea que tenemos como delegación es que previo a cualquier reforma del sistema tributario podamos conformar una mesa de trabajo que incluya a los profesionales, porque nos parece que somos la primera trinchera que tendría el ente tributario municipal como para ver qué respuesta pueden tener las posibles modificaciones a incluir, tanto desde los profesionales como desde los contribuyentes”.

El presidente de la delegación afirmó que la relación institucional con el municipio es buena y hay un buen canal de diálogo. “Hace 15 días tuvimos una reunión con la Municipalidad para tratar inquietudes de organizaciones intermedias que desean regularizar su situación ante personería jurídica, o realizar sus balances. La idea es poder realizar un trabajo conjunto con la Municipalidad para el asesoramiento y capacitación con esas organizaciones que quieran regularizar su situación. Es importante que en estas cosas se haga un trabajo mancomunado”, indicó.

El secretario de la delegación Paraná, Martín Schneider, por su parte, remarcó que a la que pertenece también es una organización de la sociedad civil y en ese sentido están evaluando “cómo colaborar, a partir del trabajo de los profesionales, con la inquietud que ha planteado la Municipalidad para con estas organizaciones; esto puede darse con la realización de estados contables, o algunas cuestiones impositivas como pueden ser una inscripción ante la AFIP en la exención de Ganancias. La idea es facilitar este proceso que atraviesan a organizaciones desde el trabajo de nuestros profesionales”, asegura.

En el marco de ese proceso de colaboración con otras instituciones, la delegación Paraná del CPCEER ha firmado recientemente un convenio con la Facultad de Ciencias Económicas de la UNER y se está gestionando uno con la Universidad Católica para, en ambos casos, realizar un programa continuo de capacitación. “Creemos que como organización nos suma no tener esfuerzos dispersos. Contamos con capital de trabajo y capital humano, con lo cual creemos que hay que aunar esfuerzos y tratar de hacer la mejor labor y brindar la mejor capacitación, tanto para los profesionales como para los estudiantes avanzados de ciencias económicas y también trabajar con otros colegios profesionales”, afirma García.

 

Matrícula.

Tanto desde Consejo Provincial como desde la Delegación Paraná insisten en que el contador debe ser matriculado “ya que es el único profesional idóneo capaz de poder resolver los distintos inconvenientes que se presentan en el trabajo cotidiano de una empresa, negocio o comercio de cualquier tamaño”, remarca Leonardo Tomas.

El tesorero de la organización señala que “en el Consejo de Ciencias Económicas, el profesional matriculado tiene garantizada la capacitación y el crecimiento profesional. Nosotros apuntamos a que la sociedad entienda que cuando recurra a un profesional tiene que ser matriculado”, subraya.

Por su parte, García agrega que “si se trabaja con un profesional matriculado se puede acudir a la delegación o al Consejo en donde hay un comité de ética y se pueden presentar planteos en función del trabajo de los profesionales, lo cual implica un respaldo tanto hacia la sociedad como para el profesional porque la responsabilidad del Consejo no es sólo para con el matriculado”.

El presidente de la Delegación reconoce que una faceta negativa que tienen como profesionales de Ciencias Económicas es que “cada vez están haciendo más virtual las presentaciones de impuestos en donde progresivamente se necesita menos el sello y la firma de un profesional para liquidar un impuesto. La forma que tenemos para que la gente se matricule es por obligación o porque le das un beneficio. Desde la Delegación y el Consejo se está trabajando para desarrollar políticas en este sentido y darle beneficios a nuestros matriculados, más allá del solo hecho de formar parte o tener un sello”, concluye.

 

MAPA DEL SITIO

PROVINCIALES

ENTREVISTA

INFORMES ESPECIALES

OPINION

OFF THE RECORD

AGENCIA TEXTUAL

EL DATO DEL DIA